La residencia de mayores Padre Damian, cuenta con todas las instalaciones necesarias con el mejor nivel de calidad posible para los residentes.

Contamos con 30 habitaciones dobles. Todas con cuarto de baño adaptado, según la normativa vigente, y cumple con las medidas de seguridad necesarias para satisfacer las necesidades de nuestros mayores así como con todas las comodidades necesarias para el día a día. En todas las habitaciones hay un teléfono, que comunica directamente con dirección y enfermería, y una toma de antena de tv.

Con todas las comodidades

Espacio libre y jardín
Climatización
Sala de rehabilitación y gimnasio.
Aire Acondicionado
Sala de cura y consultorio médico.
Sala de estar y televisión.
Sala de visitas.
Comedor.

Nuestra residencia Padre Damian cuenta con un gran equipo humano de profesionales, que se encuentra al servicio de cada uno de los residentes con una amplia experiencia profesional.

Nuestro equipo de profesionales está presente en la residencia todos los días del año, para poder atender sus necesidades en cualquier momento.

Nuestro equipo de profesionales, cuenta con una gran calidad humana, por lo que el trabajo que se desarrolla en la residencia Padre Damian es aún más satisfactorios si cabe. Además, como no podía ser de otro modo, todos los profesionales cuentan con la titulación que los acreditada para ejercer sus funciones.

Enfermeros, auxiliares de enfermería, terapeutas  y fisioterapeutas componen el equipo humano de profesionales de la residencia Padre Damian. 

En las mejores manos

Equipo Humano

En nuestra residencia de mayores sabemos lo importante que es contar con un equipo bien formado y con una trayectoria detrás. No sólo es calidad de atención, sino confianza.

Nuestro Centro

Nuestro centro es moderno y funcional. Contamos con todas las comodidades que los mayores necesitan. Un ambiente agradable en el que se respira CONFIANZA.

Atención 24/7

Contamos con un médico siempre presente en nuestro centro. Esto garantiza no sólo que estarán siempre perfectamente atendidos, sino que minimizamos los posibles ingresos en hospital.